Descentralizado

Descentralizado 2017: Mano dura con las canchas

Descentralizado 2017: Mano dura con las canchas

Descentralizado 2017 será más exigente con las canchas (Foto: Sporting Cristal).

El pobre estado de los campos de juego es una preocupación en Perú. Independientemente del clima o de la altura, no todas las canchas del Descentralizado permiten un juego fluido, normal.

>>?Descentralizado 2017: Nuevo formato aprobado

Hace unos días, álvaro Barco, gerente deportivo de la Universidad San Martín, declaró en radio ?Ovación’ que la clave para mejorar el Descentralizado?es tener canchas en buenas condiciones.

A raíz de este problema, la Federación Peruana de Fútbol (FPF) y la Asociación Deportiva de Fútbol Profesional (ADFP) vienen inspeccionando los terrenos de juego en todo el país en llamadas inspecciones, en las que no solo se estudia el campo, también la infraestructura del escenario. Se realiza un estudio en las visitas y se sugieren correctivos para en la siguiente etapa, aprobar.

El estado de los campos será determinante para que la FPF y la ADFP den el visto bueno a los estadios. ?El que no tenga campo aprobado, tiene que jugar en otra ciudad si es necesario?, nos comentaron desde la Videna.

Una de las ideas de la FPF es mantener tres estadios en los que no hay equipos. Uno de ellos, por ejemplo, el estadio Mansiche de Trujillo (Vallejo y Manuchi están en Segunda División). De esta manera, los estadios que no aprueben obligará a que los equipos que hacen de locales en estos tengan que jugar en uno de los que anhela mantener la FPF, pagar una multa y pagarse el viaje de ida y vuelta más estadía. Esta medida aún tiene que ser aprobada.

Dos de los estadios que corren peligro de no obtener el visto son el Héroes de San Ramón de Cajamarca y el Elías Aguirre de Chiclayo. La FPF empieza a poner mano dura. Que sea por el bien del fútbol peruano.