La goleada en contra ante PSG fue el detonante para la salida de Carlo Ancelotti del gigante alemán.

>> PSG empaña sus problemas internos goleando al Bayern

“Cualquier entrenador puede entrenar a un equipo como el Bayern Múnich”, una expresión que se ha escuchado más de una vez sobre dirigir un plantel tan rico como el del equipo bávaro, sin embargo, lo cierto que no es fácil, si no pregúntenle a Carlo Ancelotti. El reconocido entrenador italiano acaba de ser destituido de su puesto, luego de caer 3-0 ante PSG en París.

"El rendimiento de nuestro equipo desde el comienzo de la temporada no se correspondía con las expectativas que tenemos. El partido de París dejó claro que había que asumir consecuencias. Hasan Salihamidzic y yo se lo hemos explicado a Carlo en una conversación seria y le hemos comunicado nuestra decisión", explicó Karl-Heinz Rummenigge, presidente del consejo de administración del Bayern.

"Agradezco a Carlo nuestro trabajo conjunto y lamento el desenlace. Carlo es mi amigo y siempre lo será, pero teníamos que tomar una decisión profesional por el Bayern. Ahora espero un desarrollo positivo del equipo que nos permitan alcanzar los obetivos marcados", agregó el directivo a través de un comunicado oficial. 

El candidato

Thomas Tuchel, ex técnico del Borussia Dortmund, que venció a Ancelotti en las semifinales de la Copa de Alemania, es el favorito para asumir la dirección técnica del Bayern, porque actualmente no tiene equipo y ha mostrado sus grandes capacidades.

No extrañó a Cristiano: Real Madrid debutó con triunfo en La Liga
Liga Española

Un gol de Dani Carvajal y otro de Gareth Bale dieron el triunfo a Real Madrid (2-0) frente a Getafe por la primera jornada de la Liga española. El equipo de Lopetegui sumó, de esta forma, sus primeros tres puntos que le sirven para levantarse de la última derrota en la Supercopa de Europa ante el Atlético de Simeone. 

>> Sin Guerrero; con Calcaterra: una mirada diferente a la convocatoria de Gareca

Sin Paolo; con Calcaterra: una convocatoria diferente
Selección Peruana

Seis ausencias hubo en la última convocatoria (para enfrentar a Holanda y Alemania) de Ricardo Gareca respecto a la lista de 23 jugadores que disputaron el Mundial en Rusia: Carlos Cáceda, Alberto Rodríguez, Aldo Corzo, Renato Tapia, Paolo Hurtado y Paolo Guerrero.

 >> Alianza Lima se queda sin Leao Butrón hasta el final del Apertura

A la ausencia de estos jugadores, por diferentes motivos, entre pocos minutos y cambios de equipo, se sumaron algunos nombres. El de Horacio Calcaterra, argentino nacionalizado peruano de Sporting Cristal, fue el más llamativo. Se ha criticado mucho su llamado por ser "nacionalizado", mas no por su fútbol. Esto último como una postura discriminatoria absurda que nos delata como país.

Un buen ejemplo sobre este caso es el que marcó el periodista Paul Pérez, de RPP, en su cuenta de Twitter: "Se juzga la convocatoria de Horacio Calcaterra por ser un jugador nacionalizado que ya tiene viviendo ocho años en el Perú, pero se pide a gritos a Cristian Benavente que no lo hizo nunca. Discusión desde lo deportivo se tolera, lo demás es falso nacionalismo", escribió.

En esa misma línea, el también peridiodista deportivo y ex Gerente de Comunicaciones de Universitario, Juan Carlos Ortecho, opinó: "Calcaterra, los venezolanos. Despreciar o subestimar a los que no nacieron aquí no nos hace más peruanos, solo nos hace más mezquinos y más subdesarrollados".

Horacio Zimmermann, hombre de la casa de D'ENGANCHE, por su parte, entregó una mirada a la convocatoria de Gareca, con muchas novedades: "Gareca es un entrenador que no tiene miedo a equivocarse. No le correr al error, lo enfrenta. Por eso aparecen nuevos nombres en la lista. Lo más fácil hubiera sido asegurarse con los mismos de siempre ante Holanda y Alemania".

Otro análisis a partir de la convocatoria tiene que ver con darle oportunidad a jugadores que fueron parte de su exitoso camino hacia el Mundial, pero que no tuvieron suficientes minutos en el equipo. Por ejemplo, es momento de ver a Raúl Ruidíaz como reemplazante natural de Paolo Guerrero. ¿Dará la talla suficiente ante rivales de máximo nivel competitivo?