Tres conceptos que nos dejó el Liverpool-Manchester City

Tres conceptos que nos dejó el Liverpool-Manchester City

El volumen de la música de Klopp estuvo siempre por arriba de la de Guardiola. Liverpool superó al Manchester City por goleada y justificó el resultado. ¿Qué conceptos nos dejó este partido?

>> ¿Qué dijo Guardiola tras caer goleado por el Liverpool?

1. La posesión es importante siempre y cuando se sepa hallar el espacio generado y, sobre todo, se tenga profundidad para crear situaciones de gol. De lo contrario, es intrascendente. Como el City ayer. Que la tuvo durante más tiempo, pero fue incapaz de rematar una sola vez de manera directa al arco hasta los 85 minutos. Demérito celeste; mérito rojo. Cuando un equipo no comunica a sus atacantes para la gran jugada, complica sus chances de anotar. Le pasó al equipo de Pep.

2. La vulnerabilidad del City en el primer tiempo tiene una explicación vista desde el error, antes que desde el acierto de Liverpool. Si en la segunda etapa el equipo de Manchester dominó las acciones fue porque sus centrales achicaron siempre hacia la segunda pelota con el fin de que los rivales no giren y queden de cara al arco de Ederson. La buena anticipación de los de atrás facilitó las cosas al City. Esta variable no se vio en la segunda etapa. Por tanto, los retrocesos le costaron caro ante Mané, Salah y Firmino. Esa fue la diferencia del primer y segundo tiempo en relación a lo hecho por los de Guardiola.

3. Debe haber pocos equipos en el mundo que tengan tanta precisión en el pase y el control a alta velocidad como el Liverpool. El equipo de Klopp juega a partir de recuperar la pelota. Juega a provocar el error para inmediatamente buscar el acierto. Y lo hace constantemente con una voluntad envidiable de sus jugadores y, sobre todo, movimientos combinados y coordinados que desconciertan al rival. Eso es el Liverpool. Un equipo que genera el caos cuando ataca. Un equipo que no lanza jabs, sino derechazos.

¡Golazo de fuera del área de Renato Tapia en Holanda!
Peruanos en el exterior

Willem II empató 1-1 en cancha del Excelsior por la fecha 31 de la Eredivisie. Renato Tapia jugó todo el partido y anotó en el minuto 16. Es el primer tanto del seleccionado peruano en su nuevo club. El gol del equipo local fue obra de Mounir El Hamdaoui en los descuentos.