Gremio y Lanús disputaron un partido trabado y con pocas opciones de gol en Porto Alegre. Cícero anotó el único gol que tuvo un final con conato de bronca. El cuadro brasileño cerca de su tercer título en la Copa Libertadores, el cuadro argentino sueña con el primero. La revancha se juega el próximo miércoles. 

>> El VAR clasifica al primer finalista de la Libertadores