4 cosas que dejaron los primeros entrenamientos de Perú

4 cosas que dejaron los primeros entrenamientos de Perú

Perú ya entrena con plantel completo. Aún en Auckland, el equipo suma dos prácticas. Aunque recién ayer Ricardo Gareca pudo trabajar el tema táctico, después del arribo de Sergio Peña, Edison Flores y Miguel Trauco, los últimos en llegar.

>> El ‘11’ que probó Gareca para enfrentar a Nueva Zelanda

A continuación, cuatro cosas que nos dejaron los entrenamientos de Perú:

1. Los detalles
Es importante remarcar que el comando técnico está pendiente de todo lo referente al partido. El viento es importante. Y se sabe. Por eso los arqueros entrenan de acuerdo con lo que puede suceder el día del compromiso. Con la ayuda de Nolberto Solano, tratan de coger el timing correcto para las salidas y coger el balón en el aire debido al problema del viento. La idea es que los goleros se adapten lo más rápido posible para evitar el margen de error en referencia a este factor.

2. El nueve
Todo indica que Jefferson Farfán será quien reemplace a Paolo Guerrero. El momento de la ‘Foca’ es superlativo, dijo Juan Carlos Oblitas, y eso parece compartirlo Ricardo Gareca, quien ayer, en el entrenamiento, utilizó al jugador del Lokomotiv como centrodelantero, dejando a Edison Flores y André Carrillo por las bandas y a Christian Cueva detrás de él.

3. Ambiente
El tema de Paolo Guerrero pareciera haber sido olvidado por los jugadores. Al margen de que manifiestan su apoyo con el capitán del equipo, los mensajes desde adentro del equipo son buenos. Primero Alberto Rodríguez manifestó que el objetivo de ir al Mundial está por encima de cualquier circunstancia y ayer Cueva mencionó que se debería dejar de hablar del caso Guerrero y confiar en el plantel actual.

4. Tenemos delanteros
La capacidad de Raúl Ruidíaz para definir realmente es extraordinaria. En los entrenamientos, es raro ver fallar una opción de gol al delantero de Monarcas Morelia. Le pega a la pelota de una manera especial. Pareciera que tiene una capacidad especial para saber dónde y cómo rematar hacia el lado imposible para el golero. Qué delantero tenemos con el chato.