Dos amitosos, dos triunfos. Los partidos contra Paraguay en Trujillo y Jamaica en Arequipa sirvieron para sacar conclusiones respecto al equipo y lo que será la próxima fecha doble de Eliminatorias, cuando la Selección Peruana dirigida por el argentino Ricardo Gareca enfrente a Bolivia en Lima y Ecuador en Quito.

>> ESPN: “Raúl Ruidíaz está siendo negociado en el extranjero”

A continuación, las diez conclusiones que nos dejaron los amistosos:

1. El jugador clave. Es Yoshimar Yotún. Juega y hace jugar al equipo. Comprometido con la marca e involucrado con la ofensiva. Elimina rivales a través del pase y es a quien más buscan sus compañeros para iniciar las jugadas de ataque. En estos dos partidos, el futbolista del Malmö confirmó que es el eje del equipo. La pelota necesita pasar por él. 

2. Sin reemplazo. Paolo Guerrero es irremplazable. No existe otro jugador peruano del nivel del 9. Por característica ni por influencia. Que haya jugado los dos partidos como titular supone dos análisis. El primero, que Gareca buscó consolidar la idea de su equipo titular. El segundo, que esa idea puede verse perjudicada sin su presencia. Un lado positivo y otro negativo. El positivo es que confirmó ser el mejor de Perú. El negativo que aún no hemos jugado sin él. Y eso supone una gran incógnita de cara al duelo contra los bolivianos en el Nacional de Lima. 

3. El lateral derecho. Luis Advíncula no cumplió con las expectativas que teníamos. Cuando Gareca decidió colocar de arranque al ahora jugador de Lobos de México, la interpretación era que el equipo buscaría añadir un futbolista de mejor ataque. No sucedió en ningún partido. Advíncula no tuvo buenas presentaciones. No tuvo sorpresa. Es rápido, pero lento para leer las jugadas. No creemos que haya marcado una diferencia notable respecto a lo que había venido haciendo Aldo Corzo como titular cubriendo la banda derecha.

4. Ausencia peligrosa. Sin André Carrillo, el equipo es otro. El atacante de Benfica no solo es un típico extremo que genera peligro a través del desequilibrio individual, sino más bien un jugador que se involucra en el juego, se mete al medio para juntarse y tocar con Cueva o Yotún. Andy Polo no tiene las mismas características. Polo es todo lo contrario. Si a Carrillo puedes tirarle un pase al pie y otro al espacio vacío, a Polo solo se le puede buscar al espacio para que aproveche su velocidad. Se notó la diferencia por esa banda de un partido respecto al otro.

5. Un mal momento. No pudo sacarse ese monstruo que le carcome el interior. Christian Cueva, muy aparte de un pase magistral a Guerrero contra Jamaica para el tercer gol peruano, confirmó que no pasa por su mejor momento. Se le nota ansioso por cambiar esa imagen y, creemos, eso lo lleva a perjudicarse a sí mismo. Pareciera que tuviese una exagerada necesidad de mostrarse nuevamente útil para el equipo que lo lleva a cometer errores en situaciones que antes resolvía con altura. Esperemos que recupere rápido su mejor nivel. Perú lo necesita.

6. Influyente. Edison Flores se ha convertido en uno de los goleadores de la era Gareca. El 'Orejas' anotó un gol en la fecha doble y demostró que cuando la pelota pasa por su lado, pasan cosas importantes. Participa siempre en las aproximaciones peligrosas que genera la selección. Tanto afuera como adentro del área. Su presencia en el equipo se ha vuelto vital, aunque Gareca haya reconocido en la conferencia de prensa -y que compartimos- que el atacante del Aalborg aún no ha alcanzado su mejor nivel como futbolista.

7. Con pelota. El partido estuvo controlado durante 90 minutos. Sin embargo, desde aquí creemos que la selección pudo imponer un ritmo más intenso en el partido contra Jamaica en la altura, teniendo en cuenta que Ecuador, en Quito, juega a otra velocidad que los jamaiquinos. No siempre un equipo debe jugar al ritmo del rival. A veces, también uno mismo puede imponer la intensidad en la disputa. No pasó con Perú, que jugó a un ritmo pausado, posicional y por momentos pasivo. La exigencia del rival condicionó este deseo.

8. Se volvió tendencia. Paraguay fue ligeramente superior en la primera etapa. Se ha convertido en una tendencia que en los primeros tiempos al equipo le cueste involucrarse del todo en el partido. Puede perjudicarnos. Como ante Venezuela en Maturín. Sin embargo, no se puede dejar de mencionar que también es una tendencia que el equipo sabe recomponerse frente a la adversidad. La diferencia en este partido es que cuando fuimos inferiores, logramos que no nos marquen. Y eso es de suma importancia.

9. Nuevas jugadas. Para destacar el trabajo de pelota parada. Al menos en el partido contra Jamaica, se vieron jugadas preparadas. Ambas desde el córner. Primero con Yotún desprendiéndose de su marca para pedir el balón y luego con una similar acción, pero que añadía un condimento: movimientos combinado y de engaño para dejar de cara al arco al futbolista desmarcado. En este caso fue Yotún, quien lamentablemente le entró muy abajo a la pelota y erró una clara ocasión. Pero para destacar que se haya realizado con éxito una jugada ensayada.

10. Reconocible. No hace falta ver partidos enteros de la era Gareca para determinar a qué juega el equipo. Conforme el tiempo pasa, la idea de juego es reconocible. Y esa es una virtud del comando técnico. Y de los jugadores, claro, que confían y creen en el estilo. Con aciertos y errores, el cómo es fácil de deducir: paciencia, pelota al piso, asociación,  etc. Esta es una de las consecuencias de haber formado un grupo nuevo de jugadores comprometidos con el país. El compromiso y el respeto por la idea es la raíz que ayudará a la Selección en años siguientes.

'Canchita' Gonzales es nuevo jugador de Melgar
Descentralizado

Melgar de Arequipa se sigue reforzando con miras al torneo Apertura. El 'Dominó' confirmó el fichaje de Christofer Gonzales. 

>> Un momento de espera para Luis Advíncula

Luego de los malos manejos administrativos de Sport Rosario, se confirmó que Christofer Gonzáles dejó el club. FBC Melgar de Arequipa estuvo atento a esto y anunció su contratación. 

Melgar informó a través de sus redes sociales la contratación del volante Christofer Gonzales, quien podrá jugar a partir del Torneo Clausura pues este año ya estuvo en Sport Rosario. "La familia rojinegra le da la bienvenida a Christofer Gonzales, flamante refuerzo del Dominó para la presente temporada. ¡RUGE CANCHITA!", informó el club en sus redes sociales.

De esta manera, Gonzales se convirtió en nuevo jugador de Melgar luego de haber estado en Sport Rosario este año.

La pelota parada y una respuesta a su protagonismo en Rusia
Rusia 2018
Cuando no se puede jugando, cuando no se puede elaborando, la pelotita parada... 

>> Francia celebró en París la Copa del Mundo

El recordado periodista Daniel Peredo utilizaba esta frase cuando a los equipos les costaba generar situaciones claras de gol desde el funcionamiento y tenían una opción desde la pelota parada, que tomó protagonismo en la Copa del Mundo de Rusia 2018.
 
La cifra habla por sí sola: 73 de los 169 goles marcados fueron con balón detenido; es decir, el 43% en el Mundial. Y 30% si no se cuentan los goles de penal. Perú y Senegal fueron los únicos que no anotaron así.
 
Pero, ¿por qué tomó tanto protagonismo la pelota parada en esta competición?
 
Dos interpretaciones. La primera está relacionada directamente con el uso del VAR. La advertencia de revisión de jugadas dentro del área provocó que los defensores tuvieran mucho más cuidado con los usuales agarrones, tirones de camiseta y forcejeos que en otras oportunidades, por lo que esto permitió una mayor facilidad de movimientos a los equipos que atacaban de esta forma.
 
La segunda es más profunda. Y está relacionada con el juego. En un Mundial que los colectivos táctico-defensivos se impusieron a la gambeta y el desequilibrio -por eso no aparecieron Neymar ni Messi-y con pocas variantes ofensivas en su máxima diversidad, la pelota parada terminó siendo protagonista a partir de las pocas ideas, falta de eficacia y mala puntería -Giroud no remató una sola vez al arco y jugaba en el equipo campeón-.
 
La pelota parada, en definitiva, fue clave para abrir puertas cerradas. Para desequilibrar partidos parejos desde el trámite. Para recordarnos que la táctica fija no debe ser menospreciada como la última alternativa, sino como la principal de este Mundial.